La videncia de Re Kuhl sobre el futuro de la minería


El Presidente de Alto Americas y uno de los geólogos más reconocidos del país, Guillermo Re Kuhl, habló con Huella Minera acerca del futuro inmediato de los proyectos mineros en nuestro país: los que podrían ponerse en marcha y cuales, por ahora, deberán esperar.

En cuanto a las señales positivas que dio el Gobierno de Mauricio Macri, cree que “están haciendo bien los deberes” al integrar a la Secretaría de Minería nacional con Cámaras, provincias y demás actores.

Se inclina a pensar que Pascua Lama quedará en stand by definitivamente si no se replantea el proyecto desde la perspectiva económica, y vaticina que la vedette de la minería será  el litio, que mantendrá su precio alto. Le sigue Santa Cruz  como la provincia más prometedora y luego San Juan que también tiene mucho para dar.

-Hace algunos años venimos oyendo que China, India y otros países podrían invertir en proyectos de nuestro país ¿Cuán probable es esto?

-Una cosa es estar interesados y otra es que lo hagan. Hay que separar exploración de producción. El que maneja la exploración del mundo es Canadá, el 70% de dinero para explorar sale de allí. China, por ejemplo, no está acostumbrado a explorar, sino que compra minas en producción como hizo con Sierra Grande. Yo no conozco ninguna inversión China en exploración al menos en los últimos diez años. Están acostumbrados a entrar cuando los proyectos están muy maduros, y la Argentina no lo es mineralmente hablando. Los proyectos que hoy se encuentran en exploración ya se conocían hace treinta años, salvo algunos proyectos muy loables como Cerro Negro, Cerro Moro, la gran mayoría eran pequeños prospectos conocidos que se llevaron a producción.

Los países que se encuentran en la cumbre para invertir en exploración son Canadá-, en primer lugar, y luego Australia.

-¿Cómo nos ven los inversores mineros?

-Según el informe Fraser del año pasado, la Argentina se encuentra en los últimos puestos de 122 naciones que fueron estudiadas. La provincia con menor expectativa de inversión fue La Rioja y la mejor rankeada para recibir capitales extranjeros fue Salta. Creo que la Argentina se perdió la ola creciendo dos veces. Ahora el contexto internacional es difícil, los precios están deprimidos. Por más buenas condiciones que tengamos desde el Gobierno Nacional, es dificilísimo conseguir dinero para proyectos grandes y lo vemos en Pachón que desde 1975 que está en el tintero, Agua Rica es otro ejemplo de un megaproyecto que requiere una financiación muy alta que hoy no hay disponible en el mercado mundial.

-Entonces podemos decir que Cerro Negro fue una excepción…

-Cerro Negro fue hecho de menor a mayor. Fue un proyecto muy bien manejado tanto por la empresa exploradora primero, como por Goldcorp después. También hay que resaltar que este proyecto se ubica en el Macizo del Deseado, a 600 msnm y no a 4.400 msnm en plena Cordillera donde los costos operativos se elevan considerablemente.

-El litio vuelve a estar en boca de todos ¿Hay un nuevo boom?

-El litio es uno de los mejores commodities y a va a seguir siéndolo por la demanda que hay. Es más, el precio del litio se duplicó entre marzo y mayo de este año. Te diría que si vamos a ver inversores fuertes será en este sector de la minería.

-¿Qué va a pasar con el cobre?

-El precio del cobre está muy bajo. Mientras no haya una demandas fuerte de países extractores como la economía China, no tendrá mucho margen de crecimiento. A países como Chile y Perú les está pegando fuerte, sobre todo a Chile que es un país cobre dependiente.

-¿Cómo ve Mendoza y Chubut que siguen con restricciones para el desarrollo de la actividad?

-La minería tiene un largo camino por recorrer en Mendoza. Por diversos motivos de los cuales hay mucho por hablar, existe una disociación entre la comunidad y la minería. Hasta que no se logre saltar esa brecha será imposible hacer minería en esta provincia. El Gobernador Cornejo recientemente en una reunión que mantuvo con inversores fue contundente con sus palabras, están trabajando y está más que claro que todo lo que esté dentro de la Ley 7722 puede avanzar, ya que no es una prohibición sino una limitación muy grande. Megas proyectos mineros como los que tiene San Juan, no serían viables en Mendoza.

Un proyecto mediano como lo es San Jorge, recientemente ha logrado la licencia en San Juan, y en Mendoza ya se han puesto a pensar que se le van a ir 400 millones y 20 mil puestos de trabajo, pero no creo que lo lleven a cabo. Hay una grieta muy fuerte que entiendo que el Gobierno Provincial está trabajando muy bien, pero no es fácil el camino. En cuanto a Chubut, el tema es político. Tiene que haber decisión política de hacer minería. Navidad es un proyecto gigante de plata comprobado, pero también hay dos proyectos grandes de uranio que están a la espera. Otro caso es Catamarca que tiene un potencial muy grande que aún no fue descubierto. Es una lástima que durante los años felices no se haya resuelto la exploración en esta provincia.

-San Juan sigue siendo una de las provincias que atrae miradas, pero tiene a sus minas que intentan subir a flote. ¿Cuál cree que será el futuro de Pascua Lama?

-Pascua Lama, a menos que se replantee, lo van a cerrar. Yo soy muy optimista generalmente, pero este es un megaproyecto que como se planteó desde el inicio no es viable. Se parece mucho a Potasio Rio Colorado que cuando se planteó el precio del potasio rondaba los 1600 dólares y hoy está por debajo de los 400 dólares. Cuando la economía del proyecto se destruye es necesario volver a plantearlo. San Juan tiene una gran oportunidad con el desarrollo de proyectos que está realizando la familia Lundin con Constelación. Le veo mucho más futuro a ese proyecto que a Pascua Lama, ya que está obteniendo resultados preliminares muy buenos. Otro proyecto, como Los Azules, necesita una financiación gigantesca que hoy no hay disponible.

-¿Le da un visto bueno a las acciones del Gobierno en materia minera?

-El Gobierno está haciendo bien las cosas tratando de integrar a las provincias con las Cámaras. Podemos decir que están haciendo bien los deberes desde la Secretaría de Minería y la CAEM, pero el problema es que arrancaron “menos diez”. Hay varias provincias donde la minería es una mala palabra. Si comparamos gestiones anteriores, vemos que las 23 provincias votaron a favor de la aprobación del Pacto Federal Minero, con lo cual el contexto era diferente. Hoy son alrededor de 8 provincias que no quieren minería en su territorio. No soy abogado, pero parecería que lo que hacen es inconstitucional. Cristina Kirchner fue minera pero se le descarrió el ganado, permitió una barbaridad como la que se plantea en el Ley 7722, hubo enfrentamientos en La Rioja entre  Beder y Massa, en Santa Cruz se discutían nuevos impuestos para la Renta Minera,  la zonificación minera, entre tantas otras cosas. Todos estos hechos han llevado a este estado de semi locura donde no se toma a la minería como una industria lícita.

-Es difícil hablar de la minería al largo plazo, pero ¿Cómo ve el futuro de esta actividad en Argentina?

-Voy a dar un claro ejemplo que me ocurrió la semana pasada. Tuve una reunión organizada por la consultora PwC donde vinieron especialistas de la Bolsa de Valores de Toronto para explicarles a empresarios argentinos cómo acceder a capitales canadienses. Marca un hito muy importante porque no había ocurrido antes. Este ejemplo nos marca un cambio. Aún con los mercados internacionales deprimidos Canadá se abre a que los argentinos busquen capital de riesgo para invertir en minería argentina. Lo más prometedor de la Argentina es Santa Cruz, donde hay proyectos a la vera de entrar en producción y otros en exploración avanzada. Cerro Moro se va a poner en marcha en algún momento y llegará a ser un proyecto bueno,  Cerro Cazador hizo las cosas muy bien, Patagonia Gold y Don Nicolás también marcarán un rumbo importante. Las zonas mineras con mayor proyección son Santa Cruz y San Juan, pero en esta última provincia se requiere mucho dinero porque son proyectos de una gran magnitud.

-¿Piensa que la minería es un ícono para nuestro país?

-Es un sector económico de la Argentina históricamente no desarrollado porque nuestra cultura es agrícola ganadera, pero paradójicamente hasta le debemos el nombre a la Plata. Si consideramos que el Cerro Rico pertenecía al Virreinato del Río de la Plata, que es uno de los dos yacimientos más grandes del mundo, podemos ver que nuestro origen está ligado a la minería. Hace algunos años que el sector volvió a tener preponderancia, pero con errores y aciertos, es una realidad. No podemos ser un país que no aproveche sus recursos minerales y a la vez deberíamos pensar en la materia prima a desarrollar  después, por ejemplo, pensar en un refinería para que quede más valor en el país. Otro gran desafío es avanzar en la comunicación del sector, no seguir hablando para unos pocos, o siempre los mismos, sino llegar a toda la población, y esto se logra con educación desde pequeños.

 

 

 

 

Noticias relacionadas

Dejanos un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Todos los derechos reservados a Huella Minera.