“Comparar el oro con el bitcóin es como compararlo con sandías”

Digan lo que lo digan los medios y algunos analistas, el bitcoin sigue siendo una moneda peligrosa y el oro juega en otra liga. Es la opinión del economista estadounidense James Rickards, quien, desde Daily Reckoning, comenta un informe de Goldman Sachs en el que se vuelve a dejar por los suelos a la criptomoneda.

“Escribo y hablo mucho sobre el oro y el asunto del bitcoin es de los que menos me gustan. Sin embargo, constantemente acaban por hacerme hablar en la televisión y en la radio sobre el tema de si es mejor el oro o el bitcoin (…) Para mí es como si te pones a hablar de si el oro es mejor que las sandías o si son mejores las bicicletas que el bitcoin. En otras palabras, es un tema con trampa”, asegura Rickards.

El economista, autor de numerosas publicaciones sobre la crisis económica de 2008, insiste en que “no existe relación entre una cosa y la otra” pero que “a la gente le encanta debatir sobre el tema”. El oro sigue siendo el rey y del bitcoin mejor ni hablar.

 

El grupo de inversión Goldman Sachs comparte la tesis de Rickards en un informe en el que se posiciona sin fisuras a favor del metal precioso, al que califica de reserva de riqueza fiable a diferencia de la criptomoneda por excelencia, que no se ha sometido a ningún cambio de mercado.

Así, afirma la entidad, el oro dura más que las criptomonedas porque estas son vulnerables al ‘hackeo’, a la regulación estatal y a las crisis económicas. La entidad, señala Rickards, recuerda que el oro mantiene su valor de compra mejor que divisas como el bitcoin y que es mucho menos volátil. El informe de Goldman Sacks es especialmente elocuente al tratarse de la entidad de la que se trata.

“El departamento de investigación de Goldman nunca ha mostrado ser amigo del oro. El hecho de que se decanten por él antes que por el bitcoin es mucho más revelador de lo que parece”, advierte el economista.

Rickards, que ya ha dejado clara su postura hacia el oro en otras ocasiones, reconoce que “el bitcoin ha hecho millonaria a mucha gente”, pero defiende también que “ahora mismo es una burbuja enorme”.

El economista se defiende de “los evangelistas” del bitcoin que lo consideran un ‘tecnófobo’ por menospreciar una moneda virtual. “Creo en el poder de las plataformas tecnológicas en las que se basan las criptomonedas”, dice, y que se deberá apostar por esa tecnología en el futuro. Quizás entonces los bitcoines dejarán de ser sandías.

 

 

 

Sputnik

 

Noticias relacionadas

Dejanos un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Todos los derechos reservados a Huella Minera.