China está a punto de apoderarse de la mitad del litio mundial para asegurar su futuro eléctrico


 

El gigante chino del litio Tianqi Lithium prosigue su proceso de expansión tras convertirse en el segundo máximo accionista de Sociedad Química y Minera de Chile (SQM). Además, el acuerdo prevé entregar el control a la firma china, lo que ha desatado una disputa política entre Chile y Pekín. Ahora los reguladores chilenos tienen la última palabra, pero el Gobierno de China ya ha avisado que cualquier decisión que impida el control a Tianqui supondrá un antes y un después entre las relaciones de ambos países. A China le interesa y mucho tener acceso a las grandes reservas de litio del mundo.

El Gobierno de Chile está preocupado por el poder que está obteniendo Tianqui en el mercado de litio. Esta firma también cuenta con el 51% de una de las minas más importantes de Australia, otro de los grandes productores. En Chile temen que Tianqui utilice su posición para vender litio a China por debajo del precio de mercado y como el gigante asiático es uno de los grandes consumidores de este mineral, se distorsionen los precios del mercado.

Desde el medio estadounidense Quartz argumentan que China necesita el dominio de este mercado para que los productores de baterías del país tengan acceso a todo el litio que necesiten a unos precios atractivos. Sumando todos los activos de Tianqui, esta firma tiene el control de casi la mitad de las reservas actuales de litio.

 

Chile tiene la última palabra

No obstante, los reguladores chilenos tienen la última palabra. En agosto podrían presentar su oposición a este acuerdo, que entregaría el poder de SQM a los chinos, si ven como un riesgo que una sola firma posea una porción tan importante de todo el litio mundial.

A día de hoy, los fabricantes chinos controlan el 50% de la producción mundial de baterías de litio. Sin embargo, China ocupa un discreto cuarto puesto en la producción mundial de de este mineral, lo que obliga al gigante asiático a importar parte del mineral para que los fabricantes lleven a cabo su trabajo.

Además, China es con diferencia el mayor mercado de vehículos eléctricos del mundo. En 2017 se vendieron 580.000 coches eléctricos dentro del país, lo que supone un incremento de un 72% respecto al año anterior. Además, China acumula el 99% de toda la flota de autobuses eléctricos en el mundo.

China quiere evitar que pase con el litio lo que le pasó con el petróleo. Es decir, Pekín no quiere ser un simple importador de la materia prima que moverá el mundo, quiere participar de forma directa en el proceso y de paso obtener parte de los beneficios y para ello hacerse con el control de SQM resulta vital.

 

SQM es un caramelo

Sociedad Química y Minera de Chile (SQM) es dueña del depósito de litio más rico del mundo. Ya produce más del 20% de la oferta mundial y está a punto de producir mucho más. SQM como mínimo duplicará su producción, pero según fuentes de la empresa tiene capacidad para cuadruplicar su capacidad de producción de litio gracias a los acuerdos recientes entre la compañía y el gobierno chileno.

Aumentar la producción de este mineral, (que antes sólo se extraía como principal ingrediente de medicamentos para la esquizofrenia), ayudará a satisfacer la demanda aparentemente insaciable de los fabricantes de coches eléctricos.

 

 

 

El Economista

Noticias relacionadas

Dejanos un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Todos los derechos reservados a Huella Minera.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com