mega888 mega888 En México, el sector minero triplica su apalancamiento en la última década - Huella Minera

En México, el sector minero triplica su apalancamiento en la última década

Hace diez años, en 2005, la industria de la minería mantenía un ebitda dos veces más grande que la deuda que atesoraba, ahora, el beneficio apenas ha crecido y el endeudamiento alcanza 230 mil millones. Las firmas aumentan su producción para echar del mercado a sus rivales.

La industria de la minería mira al pasado con nostalgia. Hace diez años, en 2005, el sector en su conjunto mantenía un ebitda dos veces más grande que la deuda que atesoraba; hoy, entre las 80 empresas mineras que cotizan en bolsa -con una capitalización que supera los 500 millones de euros, y más de cinco analistas siguiéndolas-, registraban unos ingresos antes de impuestos muy parecidos a los que obtenían en 2005… pero mantienen una carga de deuda casi 4 veces más grande. En resumen: de tener una ratio deuda/ebitda de 0.68 veces, en los últimos diez años han multiplicado su apalancamiento por más de 3, hasta las 2.29 veces.

El final del llamado superciclo de las materias primas, que tuvo lugar desde el año 2003 hasta 2011, es el principal responsable del castigo a la industria que se dedica a la extracción de los recursos básicos. Los metales no fueron la excepción: el índice Bloomberg Base Metals, que recoge y pondera los principales metales utilizados para la industria, cae casi un 50 por ciento, desde que tocó sus máximos históricos en 2007.

El sector de la minería ha acompañado al precio de los metales en su desplome de los últimos años, con una caída de casi el 70 por ciento para las principales mineras, recogidas en el selectivo Bloomberg World Mining. La desaceleración en el crecimiento económico global y, sobre todo, los problemas que está experimentando China para crecer y reestructurar su economía hacia un sistema basado en el consumo doméstico son los principales responsables de los problemas del sector minero. No hay que olvidar que el gigante asiático es el mayor consumidor de metales del mundo y, por ejemplo, demanda más de la mitad de cobre que se produce en todo el planeta.

LA DEUDA

Los números son abrumadores: el sector minero sumó en su conjunto un ebitda de 92 mil millones de euros en 2005. Para 2016, los expertos encuestados por FactSet esperan que se quede en el entorno de los 101 mil millones, un incremento del 10.5 por ciento en este periodo. Sin embargo, su endeudamiento ha crecido en un 273 por ciento, desde los 62 mil 600 millones de euros de hace diez años, hasta los 233 mil millones que se esperan para 2016.

El aumento de la deuda se produjo con especial fuerza entre el año 2006 y 2007, cuando se dobló, de un año para otro, y tuvo otro rápido ascenso a partir del año 2011. Javier Santacruz, profesor del IEB, explica sobre esto que “las empresas de minería empezaron a llevar a cabo, en 2012, una política de asegurar precios. A principios de año establecían un calendario de ventas de su producto, orientando más o menos el precio al que lo iban a vender. Esto incentiva el endeudamiento para asegurar un flujo de recursos que cubrieran el pago de interés, gastos ordinarios, y abrir nuevas minas”.

Además, tampoco hay que olvidar que gigantes del sector como BHP Billiton y Rio Tinto contribuyeron en gran medida a las últimas caídas en los precios de algunos metales, como el hierro. Su estrategia durante los últimos años ha consistido en incrementar la producción, a pesar de la caída en el precio del mineral que ya estaba teniendo lugar.

De esta forma, su intención era sacar a los productores menos competitivos de mercado, y ganar cuota de producción, que aprovecharían cuando el precio del metal fuese más elevado, una estrategia que parece que terminará dando sus frutos: Santacruz explica que “ya han echado a los productores que tenían que echar, y han tirado del freno, empezando a recortar la producción. Ha llegado el momento en el que ordenar sus cuentas”.

De hecho, según las previsiones de los expertos encuestados por FactSet, ya en 2016 la deuda será más baja que en 2015, cuando tocó niveles históricos en 265.000 millones, y continuará cayendo durante los próximos años: para 2018 se espera que se mantenga en los 184.000 millones.

ACERINOX Y ARCELORMITTAL 

El camino de las dos grandes mineras españolas ha sido muy diferente durante estos últimos 10 años, si se atiende a la evolución de su apalancamiento. Mientras ArcelorMittal ha visto cómo su deuda crecía en más de un 100 por cien durante este periodo, su beneficio bruto ha caído en más de un 9.3 por ciento. La carga de deuda era tan grande para Arcelor, que en abril llevó a cabo una ampliación de capital que utilizó al completo para recomprar deuda: más de 3 mil 100 millones, quedando esta en los 10 mil 800 millones, según FactSet.

Por lo contrario, Acerinox ha mejorado su ratio: en 2005 contaba 809 millones de euros de deuda, una cantidad que se ha reducido hasta los 703 millones en 2016. En ese periodo, su ebitda ha pasado de ser de 325 millones hasta los 397, reduciendo su apalancamiento en este periodo.

 

Sinembargo

Noticias relacionadas

Comentarios cerrados.

2024. Huella Minera. Derechos Reservados.

mega888