“Eso de que no hay personal capacitado para operar la mega usina es mentira»

Luis Avendaño y Marco Navarrete, secretario general y secretario adjunto de Luz y Fuerza Cuenca Carbonífera, respectivamente, salieron al cruce del interventor de YCRT Omar Zeidán, quien afirmó que la empresa no tiene personal calificado para hacerse cargo del manejo de la Central Termoeléctrica.

 

Sin dudas, la separación de la mina y de la Central Termoeléctrica generó preocupación y malestar en el seno de los trabajadores de YCRT. En este marco, el interventor Omar Zeidán dijo que el traspaso de la obra de la usina de 240 MW al ámbito de Energía «era lo que correspondía” y que «no tenemos personal para operar la usina”, agregando que, en la renegociación de contratos, se podría acordar que Isolux se haga cargo del manejo por diez años.

En la jornada de ayer, Avendaño salió públicamente a contestar los dichos del responsable del yacimiento y, en primer lugar, recalcó: «Fuimos a hablar con los delegados de la usina sobre cómo se está trabajando. Tenemos gente con un proceso importante de capacitación, no es que entraron así nomás. No sé cuántos de esos contratos se habrán caído, pero muchos quedaron afuera. En su momento, esa usina generó un promedio de 60 MW durante cuarenta días, y en ese tiempo, los compañeros estuvieron al frente de esa operación. Entendemos que Isolux, por convenio, tiene la obligación de poner gente encargada de coordinar y operar junto con nuestros operadores. Eso de que no hay personal capacitado para operar es mentira”.

«Nuestro yacimiento tiene una historia, basada en convertir carbón en energía. Siempre quisimos lo que tenemos hoy, una usina en boca de mina para quemar el carbón. Cuando el interventor cotejó precios del carbón de otros países con el nuestro, dio a entender que esto no será una unidad económica. De esta manera, tendremos que competir con precios internacionales, lo que significa que, si el día de mañana hay carbón más barato en otro lado, se va a poder comprar allá. Con esto se nos cae la figura de la carboeléctrica, que es el objetivo por el cual venimos peleando desde hace muchísimo tiempo. No queremos una usina desvinculada del yacimiento, sino que se conforme una unidad. Sabemos perfectamente que la única forma de lograr sustentabilidad es convertir carbón en energía, en lugar de venderle carbón a una empresa que opere la usina”, expresó el secretario general. Justamente, sobre la posibilidad de que Isolux opere la central, enfatizó que Zeidán propone una suerte de privatización para comprar el carbón.

«Si privatizan la usina va a tener a lo sumo 300 compañeros. En el caso de que se dé esto, ¿a qué valor vamos a vender el carbón? ¿Con cuánta gente se va a hacer?”, se preguntó.

En otro orden, desde Luz y Fuerza se puso el foco en la falta de actividad en la usina de 21 MW. Se han hecho importantes inversiones y se ha incorporado una caldera nueva, pero la obra está frenada desde diciembre de 2015, con un 10 % restante para su finalización. A su vez, señalaron que los demás gremios también reportaron que hay labores paradas desde hace más de un año. «Seguramente el pueblo no va a permitir que haga lo que dijo el martes. Parece que desconoce los años de lucha de esta comunidad para tener una mega usina. Vamos a contactarnos con legisladores nacionales para poder hacer frente a las declaraciones del interventor, quien pretende desconocer los convenios colectivos de trabajo”, sostuvo Navarrete.

Para Avendaño es fundamental restablecer el ámbito de reuniones en el seno de la Intersindical para poder hacer frente a las medidas adoptadas por la Intervención del yacimiento. «Estamos convencidos de que tenemos que seguir fortaleciendo la unidad de los trabajadores.

Mantenemos diálogo permanente con los referentes de los demás gremios, incluso apoyamos a la gente de ATE en el corte de ruta”, apuntó. Así mismo, aseguró que sería positivo que los titulares de cada organización a nivel nacional se reúnan con el ministro de Energía y Minería Juan José Aranguren, con el fin de obtener más precisiones sobre el futuro de YCRT y de la Central Termoeléctrica.

«Discutir un convenio colectivo de trabajo en condiciones desfavorables para los trabajadores no tiene sentido. Nos van a querer someter y quitar beneficios. Seguramente vamos a pelear hasta el final, pero debido a la paralización de la empresa, se hace difícil negociar. Oportunamente firmamos un documento en el que reflejamos nuestro visto bueno a que fuera un hombre de la Cuenca quien estuviera a cargo del yacimiento. Nosotros dimos muestras de intentar establecer una relación más fluida. Desde el gobierno hablan de diálogo, pero es lo que menos hacen. De hecho, no dialogan, imponen”, sentenció el responsable de la conducción local. Por su parte, el secretario adjunto consideró que «no se puede negar lo que se hizo en YCRT en los últimos años”. «En mis 32 años de servicio, la única vez que vi una inversión tan grande fue con el gobierno anterior”, añadió para culminar.

 

Patagonia Nexo

Noticias relacionadas

Dejanos un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

2023. Huella Minera. Derechos Reservados.