mega888 mega888 Biogás: una alternativa energética para el sector productivo - Huella Minera

Biogás: una alternativa energética para el sector productivo

 

La Red de Biogás junto al Programa de Energías Renovables del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) compartieron los resultados del trabajo realizado durante el año 2015, en una iniciativa que permitió caracterizar distintos emprendimientos de todo el país que utilizan la tecnología de la biodigestión anaeróbica.

El evento tuvo lugar en el Auditorio del INTI y contó con la presencia de más de cien representantes de empresas y organizaciones, que siguieron con interés la exposición de los profesionales que participaron en las diferentes instancias del proyecto.

La presentación estuvo a cargo de técnicos de distintas partes del país, que conforman la Red de Energías Renovables de INTI, entre ellos Gustavo Gil, Alejandra Barlatey, Víctor Goicoa, Agustín Piccoletti, Ruth Rodríguez, quienes además contaron con la participación de la economista del Conicet, Eugenia Castelao.

Durante el encuentro, tuvo lugar un intercambio de propuestas con los asistentes, que compartieron sus inquietudes, experiencias y expectativas respecto de esta tecnología.

Hacia al final del evento, se lanzó la propuesta de un taller de trabajo entre el sector privado, organismos públicos y la academia, para abordar los desafíos que presenta el desarrollo de la tecnología.

Solo un 6% de las plantas de biodigestión tienen fines energéticos

La convocatoria contó con la participación de industrias interesadas en valorizar energéticamente sus residuos orgánicos, comercializadoras de energía, empresas proveedoras de tecnología, organizaciones sin fines de lucro e interesados en la biodigestión anaeróbica, una alternativa tecnológica cada vez más relevante para el sector productivo en un marco de oportunidades para la generación de energía con fuentes renovables.

Los representantes de la Red de Biogás y miembros del Programa de Energías Renovables del INTI llevaron a cabo la presentación del Relevamiento Nacional de Biodigestores, realizado en el marco de la Carta Acuerdo firmada con el Proyecto para la Promoción de la Energía Derivada de Biomasa (PROBIOMASA), iniciativa de los Ministerios de Agroindustria y Energía y Minería con el apoyo de la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura).

El trabajo realizado por el INTI dio cuenta de la existencia de un sector industrial que entiende a la biodigestión anaeróbica como una etapa necesaria dentro del tratamiento de sus efluentes y no como una alternativa exclusiva de generación de energía.

Sobre un universo de 62 plantas relevadas, solo un seis por ciento del total de las plantas de biodigestión han sido instaladas con fines energéticos.

 

Definirán una “agenda” conjunta de cara a la iniciativa

La concepción de la tecnología como parte del sistema de tratamiento de efluentes, pone el foco de la operación de los biodigestores en el cumplimiento de parámetros de vuelco, quedando completamente subutilizado el potencial para producir biogás.

Estos déficits tienen su origen en diferentes tipos de falencias operativas, constructivas y tecnológicas que el INTI identificó y detalló, y que permiten planificar acciones articuladas entre el sector público y privado, orientadas a favorecer el despegue del sector bioenergético, para el cual nuestro país cuenta con importantes ventajas competitivas.

El desarrollo de un Manual de recomendaciones de Seguridad en Plantas de Biogás, la consolidación de capacidades de Laboratorio y la asistencia técnica en todo el territorio nacional, por ejemplo, son algunas de las metas que deben figurar necesariamente en la agenda que el sector tiene por delante.

Qué es el biogás

Se trata de un gas combustible, generado en medios naturales o en dispositivos específicos, a partir de las reacciones de biodegradación de la materia orgánica, mediante la acción de microorganismos y otros factores, en ausencia de oxígeno, es decir, en un ambiente “anaeróbico”.

Muchos profesionales se han referido a este gas como el “gas de los pantanos”, ya que en estos se produce una biodegradación de residuos vegetales semejante a la descrita anteriormente; la producción de biogás por descomposición anaeróbica es un modo considerado como útil para tratar residuos biodegradables, ya que produce un combustible de valor además de generar un efluente que puede aplicarse como acondicionador de suelo o abono genérico.

El resultado es una mezcla constituida por metano, en una proporción que oscila entre un 50 por ciento y un 70 por ciento en volumen, y dióxido de carbono, conteniendo pequeñas proporciones de otros gases como hidrógeno, nitrógeno, oxígeno y sulfuro de hidrógeno.

El biogás tiene como promedio un poder calorífico entre 18,8 y 23,4 megajulios por metro cúbico, y se puede utilizar para producir energía eléctrica mediante turbinas o plantas generadoras a gas, así como también en hornos, estufas, secadores, calderas u otros sistemas de combustión a gas, debidamente adaptados para tal fin.

Diario de Madryn

Noticias relacionadas

Dejanos un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

2024. Huella Minera. Derechos Reservados.

mega888